Leyendo: El pequeño Larousse de la cocina.


¡Oh si! ¡¡OH SI!! FINALMENTE EN MIS MANOS UN BUEN LIBRO. Un libro con el que me identifico, que me transmite ideas, sentimientos, que puede transportarme a diferentes lugares, que genera en mi sentimientos y emociones diversas, que me hace dar gracias a la vida que me ha dado tanto, que me involucra con él, que se convierte en un compañero de viaje, un libro casi de cabecera, que podría amar, que me a cautivado desde el momento en el que lo toque. Tan grande como la Biblia, tan rico en contenido como el Quijote, tan lleno de sabor como los Chilaquiles, tan atractivo como Peña… ejem… como yo. Un libro que me vio, lo vi y supimos que nuestra unión era un vinculo de amor puro.

“Mas de 1800 recetas internacionales” reza la portada, El pequeño Larousse de la Cocina cumple lo que promete, puede que no esté lleno de imágenes y que a manera de diccionario nos deje ver un mundo encerrado que busca ser despertado en nuestras cocinas, que busca lugar en los platos y que exige alojar su contenido en nuestro estomago, no es un libro cualquiera para personas que cocinan, es un libro de cocina para cualquier persona que va desde lo mas básico hasta platillo inimaginables y a veces ridículamente extraños.

El pastel Saboyano está listo para ser sacado del molde mientras los camarones se fríen lentamente con hierbas de olor y ajo picado, el globo yace sucio en el fregadero por el delicioso punto de turrón que aguarda capear los camarones que ya están casi en su punto. La ensalada Du Barry esta fresca en un recipiente y los comensales al parecer están por llegar, son muchos debido a un sazón que has tenido tiempo de practicar con los años, tu madre, tu abuela te han pasado esas recetas tan deliciosas que parecían difíciles en un principio pero que ahora atesoras y preparas con habilidad. Recetas de todas partes del mundo, recetas que hacen que las personas, babeen y por las que yo, en lo personal, quiero que los demás prueben.

El este diccionario de recetas facilita la vida a todos los que no tiene idea de que es el punto de turrón, los picos blandos, cuándo sacar un pastel del horno, cómo reparar merengues o como rellenar un pollo sin muchos problemas. Una excelente opción para todos aquellos que decidan y que quieran experimentar con los demás sabores de la cocina que aguardan nuestra llegada.