Leyendo: Brama.


La Sonrisa Vertical es la colección de la editorial Tusquets que publica libros de tinte erótico. El nombre deriva de la idea en la que el sexo femenino, visto desde una perspectiva distinta a la ordinaria, se asemeja a una sonrisa apreciada verticalmente. Imagínenlo.

La publicación más reciente de ésta colección lleva por título Brama y con un tremendo sentido que nos puede referir este concepto se idea una novela en la que, al entrar en contacto con ella, nos decepciona o desaparece. El título sin duda fue un desacierto pues no nos llena y terminamos pidiendo más de lo que se nos anunció.

Brama es la historia de dos hermanos, sus padres, dos mujeres y una casa que será el escenario de una lucha de autoridad. La historia comienza situándonos en un tiempo en el que ha sucedido todo lo que después se contará, por ello resulta un poco ajena esa primera parte y después es esa pieza que estuvo aguardando ser colocada en el rompecabezas. Me refiero que no inicia en el principio que compete al tiempo de la historia. Los demás capítulos con las voces de cada uno de los personajes que interesan a la historia, en la que sus experiencias y recuerdos (en su mayoría) darán movimiento a un espacio estático donde pensamos que ya no sucede nada, un espacio muerto y estéril para las relaciones humanas, pero latente para la naturaleza y los instintos animales.

La técnica empleada por David Miklos refleja experiencia, paciencia y gusto por su oficio ya que muchas de las emociones de los personajes se nos transmiten a través del texto de manera exitosa y gracias a ello podemos llegar a conocer mucho de ellos mismos. Incluso el humor hacer su aparición constantemente. Cada una de las voces que compone Brama está bien desarrollada y trabajada. No se escribe de la misma manera la voz de uno de los hermanos a la de su padre o su mujer así como no hablan de la misma manera. Por ello el carácter de cada personaje hace que pensemos que realmente es él quien nos cuenta la historia desde su punto de vista y no un narrador exclusivo creado por el autor para conducir el texto. Todas las voces se unen construyendo la historia en un narrador colectivo y cada voz está consciente de su papel en el texto. Ellos mismos, los personajes-narrador, te advierten de su presencia en el relato y de cuanto ellos te pueden contar a ti, hablan contigo, entablan una conversación con el lector. Los personajes parecen estar situados junto a ti y saben que su momento de contar algo se acaba o dará pie a otra cosa que tenga que decir uno de los otros protagonistas.

El morbo y la libido a que queremos vernos expuestos en el libro, quedan un poco sofocados. Si bien hay instantes donde la tensión sexual se libera y los deseos y necesidades son saciados, no son más que meros instantes, importantes por ser algunos de los pilares que sostienen y ejemplifican este argumento de la autoridad y el poder. Hay imágenes agradables que pueden despertar ese interés a lo erótico, pero a pesar de ser muy claras y digeribles son muy ligeras y poco impactantes. No es pornografía claramente, pero se reserva mucho y se limita a imágenes que ya nos son familiares.

Un buen texto desde la forma en la que está contado, que aunque deje algo que desear, nos brinda muchas otros elementos en su construcción que podemos disfrutar.

Anuncios

Leyendo: Nueve cuentos


Desde que leí El guardián entre el centeno, entendí que en los textos de Salinger siempre hay algo que se cocina. Un texto en constante construcción dentro de nuestra cabeza que genera ideas e imágenes que nos hacen cuestionar la obra. Generalmente en la lectura de algún texto[1] reproducimos estas ideas en algo a lo que yo denomino imágenes cognitivas, (aludiendo a la lingüística pero sin ocupar el término en su totalidad), estas imágenes son el resultado de una descripción de un texto al que tenemos acceso. Las imágenes vienen con un sentido muy fuerte al que damos significación en el proceso de la comprensión de ésta. Ésta comprensión hace que entendamos la idea, la podamos digerir y produzca algo en nosotros. Los textos se ven acompañados de dos ejes importantes: la técnica y la sensibilidad.

Dicho esto quiero compartir una opinión sobre nueve cuentos que hacen eco en mi cabeza una vez terminados, no son impresionistas, no está en su naturaleza serlo. Relatos que son contados a manera de diálogos de los que se puede pensar se abusa el recurso estilístico. Narraciones que en el acto presente de la lectura no son difíciles, es más, se podría llegar a pensar que son conversaciones sin sentido, vacías o que no dicen nada. El momento en el que la bomba que las contiene detona es cuando tocas el punto final. No hay que reflexionar mucho para darse cuenta de los sentimientos que el texto te transmite, tristeza, vacío, coraje, miedo y una mirada ante la situación personal a la que dejamos de ser ajenos y en la que generamos empatía.

Salinger sentía afinidad por el mundo de los niños, por la forma en la que éstos conciben su realidad, motivo por el cual la mayoría de los relatos incluyen niños que en sentencias directas hablan del mundo. Actitudes de niños que crecen o que son el reflejo de lo que se les pide ser. Nueve cuentos en los que el mundo ha afectado a una sociedad. Existe una línea sobre la que se manejan las historias y es la guerra; soldados, mujeres desoladas, esposos muertos, hombres vueltos a la locura después de terminado su papel en la guerra.

Algunos de los personajes que toman parte en estos cuentos pertenecen a la familia Glass, una familia de ficción de la que Salinger ha creado una historia y una genealogía y de la que se habla en la mayoría de los relatos escritos por el autor. Así hacen aparición tanto en El guardian entre el centeno, nueve cuentos y Franny y Zooey. Estos personajes tienen relación con la vida del propio Salinger, por lo tanto podemos ver que el sentimiento con el que impregna a estos cuentos es algo de lo que el autor extirpa de sí.

Estos cuentos no tienen el propósito de contarnos una historia increíblemente grandiosa y magnifica o de volcarnos en impactos de imágenes pesadas que nos harán exclamar un ¡oh! Ante alguna línea (cómo lo hace en su momento Hinojosa con Un chico de cuidado). Son textos que buscan transmitirnos algo bastante grande, que alcanza inmensidades difíciles a nuestra percepción pero en las que está sucediendo algo y que con un dialogo hacen que nos demos cuenta de todo un universo, el de los personajes o nosotros, que no es estático, sino que también tiene movilidad fuera del marco visual.


[1] Todo lo que podemos leer y que va más allá de la escritura.

Leyendo: Un chico de cuidado


Francisco Hinojosa nos deja un agradable sabor de boca con sus cuentos en Un tipo de cuidado; donde nos muestra un autor menos preocupado por presentar un buen texto y más bien impresionista.

Un tipo de cuidado está lleno de cuentos en los que siempre (exceptuando uno), hay un muerto; mata a sus personajes a diestra y siniestra. Incluso en uno de los cuentos el personaje es un escritor que mata a sus personajes, un novelista que se mueve entre el terror y la línea policiaca. Los cuentos no dicen mucho, o más bien están tan cargados de puntos clave en la vida de los narradores, que muestran como en cámara rápida todo lo que les pasa, así discurren de manera ligera amoríos, matrimonios, sexo, infidelidades, golpes familiares, muertos (como queriendo resaltarlo), y tantos datos que hacen que la vida del personaje al que podríamos presentar mucha atención, no parezca más que un chisme que se pasa de boca en boca.

Pero el libro no está perdido, para nada, así como lo consigue en “A los pinches chamacos”, un cuento con humor negro negro y retorcido retorcido, como él mismo lo dijo en una conferencia (en la que me gané una de sus firmas). Los relatos nos atrapan fácilmente, nos enganchan, por ello cualquier lugar será el sitio perfecto que nos permita leer los cuentos, dejarlos en pausa y retomar la lectura nuevamente, no son aquellos textos en los que basta un pestañeo para perder el hilo de lo que se está hablando y más aún de lo que se viene cocinando dentro del texto. El relato es bastante noble y nos aguarda para que lo interceptemos en cualquier momento.

El libro toma el título por el segundo cuento, que no es el más importante probablemente como aquellos, dentro del mismo libro, que hablan de la sociedad en ese tiempo, de revueltas escolares, y de eventos reales, a excepción un cuento donde reviven muertos. Son ocho relatos entretenidos en los que, sin decir mucho, sucede toda una vida.

En definitiva el libro tiene algo que lo rescata de las sombras y nos recuerda que nos encontramos ante un escritor que sabe contar historias. Es el último de los cuentos, donde vemos, o nos situamos, en un ojo que ve muchos acontecimientos en una sola noche, una cámara que salta de lugar en lugar y que conduce a los personajes como una cadena. Una serie de sucesos en los que estamos situados en un lugar donde alguien más se sitúa y que nos arrastra a ese nuevo espacio en el que se mueve, que a su ves fluctúa con otro personaje que nos conduce por otro camino. Así hasta darnos cuenta de que estamos en un universo que es un círculo lleno de historias que se engarzan entre si… o mejor dicho… en una infinita y consecuente espiral.

Leyendo: Verde Blanco Rojo en la cocina mexicana.


Dicen que a un hombre se le enamora por la comida, que el amor le entra por la panza…

Yo no hablo por todos los hombres pero sí hablo por mí, que soy un hombre bastante complicado en sus gustos pero muy fácil de complacer, y esto se debe a mi dificultad para hacer elecciones y más cuando me presentan muchas posibilidades. Pongamos un ejemplo: llegas a un lugar donde venden desayunos y la carta es todo lo que tú quieres pero sólo puedes escoger uno de esos productos, finalmente te decides y ves que tiene posibilidades de combinación, que con pollo, que con cecina, con huevos, con tocino… entonces haces tu elección, llega el mesero y te pregunta que con qué los chilaquiles,  tú le respondes un poco avergonzado: “¿Se puede con todo menos huevos?”, el mesero te ve extrañado y formula la pregunta que causa eco en tu cerebro y te hace pensar en cuánto amas la cocina mexicana: “¿Verdes o rojos?”… Pues… diría… ¡bandera!

Lo más delicioso de la cocina mexicana, sin importar el estado del que provenga, es que se ha mantenido con el tiempo, tratando de ser lo más cercano a la cocina real, la cocina que todo mexicano come y no la alta cocina mexicana que incluye ingredientes que, por lo general son casi imposibles de encontrar. La cocina mexicana tiene historia y los mexicanos la hemos cuidado con mucho recelo, somos cuidadosos al pasar las recetas y mucho más a la hora de prepararlas (cuando generalmente terminamos agregando algo extra).

Fue una sorpresa la mía cuando buscando en los estantes un libro de cocina me encontré con el Verde blanco rojo en la cocina mexicana de Ricardo Muños Zurita. Al principio fingí desinterés debido a que generalmente los libros de cocina mexicana o los recetarios se dedican a la alta cocina. No es porque piense que es mala comida, sino porque necesito cantidades abundantes de alimento para poder funcionar como es debido. Sin embargo dije: David, por qué no hojearlo, ya fingiendo menos mi desinterés, y así lo hice.

Imágenes deliciosas, olores imaginarios, colores vivos y lo mas importante: recetas netamente sacadas de las cocinas mexicanas, tamales, pipián, moles, adobo de cerdo huasteco, aguacates rellenos de jaiba, calabacitas rellenas de elote, chileatole, chiles en nogada, papadzules, lomitos de Valladolid, rajas con crema, queso en hierbas mexicanas, pulques y demás recetas listas para ser puestas a fuego y luego a la mesa.

El libro es bastante útil para aquellos que quieren incursionar en la preparación de los sagrados alimentos, para aquellos que ya no se nos bate el arroz y para los que orgullosamente son las señoras (o señores) de la casa y se las saben de todas todas en la lumbre. Las recetas, que en algunos casos son complicadas, resultan bien explicadas y se muestran fáciles para la preparación, además de que al inicio cuentan con una nota del autor referente al platillo en cuestión. El libro se divide en: Verde, Blanco, Rojo, Tricolor y Recetas complementarias, contando con un glosario para aquellos que desconozcan algunos de los ingredientes.

En cuanto al autor no tengo más que decir que es un antropólogo de la cocina mexicana, o así se le ha denominado por el interés y la atención que ha prestado a la gastronomía de nuestro país. Las recetas tratan de apegarse a lo tradicional y las buenas costumbres de las cocinas, es un cocinero que se ha formado en cocinas parisienses y estudios en el extranjero, pero por encima de ello, hijo de familia mexicana con un restaurante de sabores de la costa.Un libro completo y listo para ponerse a la mesa… que, además, estoy seguro, lo quiere mi mamá.

Leyendo: Segundo Cuerpo


Después de leer El último amor en Constantinopla de Milorad Pavic lo primero que quise hacer fue correr al estante y tomar el primero que tuvieran de él, no podía esperar para iniciar a recorrer con los ojos tan hermosa narrativa, sé que estoy leyendo un texto traducido, pero es notable también el buen trabajo del traductor… en fin, creo que estoy brutalmente enamorado de Pavic.

Desde pequeño he sido fan de las historias de culturas antiguas, de la magia, de la literatura fantástica, de los seres mitológicos, de culturas politeístas, de los símbolos, de la religión, del Diablo, de Dios, de los misterios antiguos y principalmente, de las historias donde todo, y cuando digo todo es TODO, puede pasar.

¿Qué pensarían ustedes si un escritor hace en su obra la propuesta de una teoría del alma? ¿Qué pasaría si tiene todas las bases para demostrarnos que el manejo del alma es algo posible, imposible hasta el momento en el que nos sitúa la historia pero posible dentro de la misma? Y es que El segundo cuerpo de Milorad Pavic es una historia llena de suspenso, aventura, magia, complicidad con los personajes, genialidad en el estilo, sexo, mucho sexo, y demás elementos vitales para cautivarnos dentro de un mundo que es nuestro mundo y que a la vez es paralelo de cierta forma, pues tiene todo para que nos identifiquemos con lo que se nos presenta, son elementos de nuestro cotidiano.

La obra se divide en cinco partes en las que se cuentan cuatro historias de las que tres de estas historias generan misterios alrededor de nuestros dos personajes principales que tienen la historia principal que es particularmente interesante y atractiva: la existencia de un segundo cuerpo o también llamado alma.

El misterio y esta constante búsqueda de la respuesta al problema planteado es el motor para que la novela avance con un ritmo desesperante, pues de querer saber que sigue pasas por alto detalles que no se tienen que olvidar por nada, pues como lo advierte el autor, la obra esta llena de detalles a cada paso que damos, así, entre símbolos que no entendemos pero que nos son explicados nos sumergiremos en preguntas difíciles de responder junto con El narrador que a su vez es el escritor de la obra y que es un narrador trasunto de Pavic, de Elizabeth Swift quien es esposa del narrador y de personajes que son piezas claves para desenmarañar el nudo de esta historia.

Las lágrimas de la virgen, un anillo antiguo que cambia de color y unos mantras antiquísimos son objetos preciosos de los que se precisa para conocer el futuro de nuestra historia y para entender (o confundirnos más) el porque de todo lo que sucede con nuestros personajes.

Las culturas antiguas no podían faltar y es que pareciese que Pavic estaba conciente de que sería su última novela y trató de incluir en ella todo lo que construyó por largo tiempo, una poética enigmática y  de crucigrama a la que acostumbró a sus lectores (en los que me empezaré a incluir) dejándonos una obra para ser releída miles de veces encontrando el mismo placer que en la primera vez, pareciese que se adelantaba a ultratumba y desde allí nos ofrecía este relato que, en efecto, proviene de ultratumba con ese narrador personaje ya muerto.

Sólo un par de advertencias hay para aquellos que se quieran aventurar en la lectura de este libro, como ya lo mencioné, la cantidad de detalles que podrían ser trampas ante nuestra conciencia y nuestros ojos, la teoría sobre un segundo cuerpo que muestra a Jesus Crist como un maestro del manejo de la misma y eslabones sueltos que es nuestro deber enlazarlos, o sea hay que pensarle pues.

Querido Pavic, Milorad Pavic, donde sea que estés, si es que estas sumergido en un sueño o nos observa tu segundo cuerpo desde la eternidad alcanzada después de beber lágrimas de virgen te agradezco estos momentos tan amenos que me has hecho pasar y sobre todo, devolverme el amor por la literatura fantástica y mundos que sólo mentes llenas de imaginación como la tuya pueden crear… y una cosa más, gracias por enseñarme a callar cuando el Diablo habla.

Platica 2


La última vez que escribí fue una entrada que preparé para el futuro, una entrada que tarde un tiempo en escribir pues tenía el cerebro seco de ideas y repleto de curiosos pensamientos que no me dejaban dormir.

La última vez que escribí me sentía con ganas de mandar todo al diablo, me sentía solo, en el borde de una barranca que estaba por desbordarse y entonces caería lentamente esperando llegar a algún lugar donde pudiera tomar una taza de té y sentarme a comer pastel sin preocuparme por amigos, familia, amores y responsabilidades…

No entiendo muy bien mi manera de ser y de pensar muchas veces, incluso siento que estoy mal cuando estoy bien y que estoy bien cuando estoy bien y que estoy mal cuando estoy mal y que estoy bien cuando estoy mal y algunas veces siento que ni estoy, siento que lentamente las fibras de mi cuerpo se van desconectando y se transforman en metal convirtiéndome en un autómata que ya ha sido programado con instrucciones y que tiene el botón de autodestrucción muy cerca y que lo he estado a punto de tocar.

No puedo entender a las personas que me rodean, siento que soy de algún planeta lejano donde seguramente estoy soñando, donde toda esta realidad es  mera ficción, busco mi amuleto, mi tótem, mi pieza de ajedrez que me diga que es la realidad, pero hasta el momento no se si la he dejado bajo la almohada del otro universo y tengo que despertarme para poder ver que sigue todo en su lugar.

Recientemente estuve a punto del colapso, de mandar todo a la chingada: mi trabajo, mi carrera, mis canciones, mis películas, mi teatro, mis ganas de vivir, y fue entonces cuando aparecí sentado en el fondo de la piscina, una imaginen que me recuerda a Eduardo mas no es la misma que me ha descrito, es la contraria, me sentía en el fondo, con el peso del agua golpeando mis pulmones para hacer que saliera todo de mí, las voces eran sonidos distorsionados de llaves industriales que giran sin aceite y exhalan vapores aumentando el calor, el aire se agotaba y entonces mi cuerpo me lo exigió.

Primero mi frente e inmediatamente mi nariz inhalo el aire de la piscina, el aire del mundo que me estaba perdiendo, las voces dejaron de sonar y entendí que no soy de los que mandan todo al demonio, soy de los que aprendieron a nadar.

El final de un ciclo de eso que siempre quiero que terminen ha llegado, un periodo largo en el que me someto a lecturas forzadas, a pensar en interpretaciones que van a agradar a los otros, a preocuparme por números que fingen medir lo mucho o poco que sé, ese periodo se ha ido ya, y con él ha venido un golpe de realidad impresionante.

Sé que la mayoría de las personas considera que el vivir en el estrés y tener una vida ocupada es la realidad, pero la realidad, según yo, es todo y más allá del todo, es aquello que no te detienes a analizar y a pensar por periodos largos, no, la realidad es todo aquello que te hace sentir, que te hace dar vueltas, que lleva tus emociones a un extremo y luego de estirarlas a lo máximo las suelta y te dan un rebote que causa una marca en ti, según yo, vivimos en un estado de aletargamiento cuando pensamos en que vamos a hacer mañana y pasado y el resto de nuestras vidas y no nos dedicamos a sentir el aire que agita nuestro cabello, esa es parte de la magia de la realidad, el buscarla liberándonos de un mundo inventado por todos nosotros como sociedad.

Ya se… suena como algo auto reflexivo, de los libros que estarían ubicados en la parte de desarrollo humano, pero para mí es verdad.

Llegaron unos amigos de Colombia, que no eran tan amigos cuando los conocimos allá, pero que aquí se consolidó una relación pfffft!!!!! Que durara un buen rato. Mi director de coro me invitó a  un viaje que pensaban hacer a Zipolite, Oaxaca, y me negué al principio, pues en el trabajo las cosas no estaban tan bien, en la escuela me estaban pidiendo trabajos finales y estaba en el borde del precipicio. En cuanto vi a los chicos de Colombia supe, por una razón rara, que tenía que ir a ese viaje.

El viaje sucedió unos días antes de que terminara la escuela, de hecho estaba entregando los últimos finales, pero bueno, ya era mi hora y había dejado todo listo para no tener inconvenientes a mi vuelta.

Al llegar a Zipolite tooooooooodooo, absolutamente tooooodo se transformo, no sabía que sucedía, fue un día en el que era tan raro todo, mi celular se quedó en la maleta y estuve incomunicado por todo el día, después a propósito lo hacía, y entonces la realidad comenzó, me ilusione, sentí, volé, nade, me sumergí en mis pensamientos y encontré un montón de palabras que no sabía su significado, encontré conceptos vacíos que me complicaban, me enamoré, me desenamore, me volví a enamorar, me encelé, me apene, me avergoncé, sentí la arena en mis labios, vi el sol soltar los destellos más hermosos antes de desaparecer y dar paso a mis lagrimas, me despedí de algunos objetos, me posicione al lado de unas personas, me enojé por no ser honesto y me reproche por no aceptarme como soy algunas ocasiones, descubrí que nací de esta manera y lo amo, probé, me di cuenta que ya estaba enamorado y que me podía enamorar mas, me enamoré mas, y al inicio de un nuevo día me sincere con quien me imaginaba producto de sus sueños, no me sentía ni superior ni inferior, solo yo, contesté con honestidad a algunas preguntas, quise besarlo, concilié mi pasado con mi futuro y entonces, solo entonces, el mar dejo de tocar mis pies.

Ésta entrada está dedicada a los nuevos amigos que hice en esta semana, que seguramente nos volveremos encontrar, Juan Camilo, Xiomara, Laura mi amor, Sonia, Schnaider, Danilo, Daniel, Jhonatan, Ingrid, el Negro, Edimar, Ismael, Jazz, y el demás grupo que volveré a ver para hacer desmadre del bueno.

A los amigos que desde su inicio han estado conmigo y que en esos momentos en los que caigo no están, pero si están cuando me tengo que levantar, Pola, Eduardo, Jareth, Rosalva, Andrea, Mariana, Lupita, José Luis, Rodrigo, Oscar, Alejandro Ferrero, Santi, Abril, Luz, Jerson, Ruth y Maricela.

Y a los amigos que aunque ya no están conmigo como antes, siempre les guardaré un recuerdo y afecto muy lindo.

Nota 1: Los amoo!!! (Dedicado especialmente a los Colombias)

Nota 2: I’m sexy and i know it!

Nota3: ahora si… hora de recomendar ;D!

Nota 4: Espero que los reyes me traigan lo que mas amo en esta vida … pronto les andaré contando jejeje

Entrevistando a: Pola cocina así.


A lo largo de mi vida he conocido muchas personas que adoro y que respeto y que admiro y de las que me enamoro y de las que me he desenamorado y a las que odio y del tipo de las que me chocan y de las feas y de las guapas y con las que solo me rio y con las que solo me pongo una buena peda y que me ven caer y que me levantan y que luego se ríen y que me dan de comer y que me consienten y que pienso que son lo mejor que me pudo pasar en la vida y que me cagan y que no me cagan después y de muchos más tipos, pero de todas esas personas solo una me ha hecho sentir todo eso junto en una jornada de trabajo de dos horas.

Pola no solo es mi mejor amiga, es mi ex patrona a la que mandaba y mi rival en la conquista de hombres guapos e inteligentes que jamás nos harán caso, es una de las personas que más quiero y que encima admiro por muchas razones.

La siguiente entrevista la realizamos en una noche a solas en mi cuarto, noche en que mi madre estaba emocionada porque finalmente tenía una mujer en mi cama… lo mas que sucedió fue que nos pusimos a comer galletas dejando migas sobre mi almohada mientras yo le hacía esta sexy entrevista que resulta importante pues entendiendo su blog sabremos muchas de las historias que se contaran en un proyecto que se está cocinando y que huele muy bien.

David Ullhman: Pola, ¿por qué te llamas así?

Pola: Mis papas vieron un documental sobre Pola Negri, una actriz de cine mudo cuando mi mamá estaba embarazada de mí, aunque me gusta decir que es porque una amiga de mi mama que se llamaba Pola murió en el hospital cuando yo estaba naciendo

DV: La primera vez que hablamos me contaste que fue por la Divina Comedia

P: Si, jajajajj, hay muchas versiones, es porque hago un test de cultura general  a la gente que me pregunta. Hay tres opciones

a)      Pola Negri

b)      Amiga judía de mi mama muerta

c)       Por la divina comedia

DV: ¿Cuántos años tienes?

P: …

DU: ¿Muy bien, te gustan las galletas marías?

P: Amo las galletas marías

DU: ¿Y cuántos años tienes?

P: El año pasado cumplí 28 y el antepasado también

DU: ¿Qué es lo que estudiaste, cuál fue tu carrera pues?

P: Historia de las artes de la escena y de la imagen con especialización en el cine

DU: ¿Y por eso tan culta?

P: No, ya era culta, por eso escogí esa carrera

DU: Háblanos de tu blog  ¿qué es lo que más te gusta de tu blog?

P: Que es rosita, no, ¿qué es lo que más te gusta de tu blog? Qué clase de pregunta es esa. Mi blog es una proyección virtual de mi mundo interior. Trae las historias tal como las vivo que no significa que es como pasaron pero tampoco significa que las estoy editando y me permite expresarme con lo que yo siento que es la mejor manera de conectarse con una persona que es alimentando, pienso que es el roll principal, ser proveedora

DU: ¿Y te gusta comer?

P: No tanto como cocinar, disfruto una muy buena comida, pero no como tres veces al día

DU: Cuando eras niña qué era lo que más te gustaba hacer debajo de la mesa

P: Una vez me metí a un camper, a una camioneta camper de PEMEX con unos amigos que nos hacíamos llamar los mini espías, un amigo que se llamaba Carlos tenia una navaja de scout y cortamos la puerta a la medida que nos metimos y nos robamos sobrecitos de crema para el café y dijimos que era la prueba de que tenían drogas y nos fuimos a esconder debajo e la mesa de su casa hasta que de allí nos fueron a sacar su mama y un policía que nos habían seguido y eso es lo mejor que he hecho debajo de una mesa… de niña, eso me gustó pues, esconderme.

DU: Y que es lo mejor que has hecho arriba de una mesa?

P: Bailar All Star contigo y también servir una cena para doscientas personas pero eran más mesas

DU: Que significó para ti el BCBC

P: Estas aprovechándote de mi fama para que tengas más visitas en tu blog. El BCBC fue un proyecto de vida con una persona que estaba contemplada para estar toda la vida conmigo y correspondía ni a uno ni al otro, sino a la relación que creamos y a la manera que teníamos de convivir que era su amor por la música, mi amor por la cocina y nuestras ganas de compartir eso y el único amor mutuo que teníamos eran dos: uno por el arte y el otro por nuestro gato… no llores

DU: Y que es lo mas chingón que obtuviste del BCBC

DU: David, obvio

DU: Ok, pasemos a otra pregunta

P: No, lo mas chingón que obtuve del BCBC es que me dio en oro un puñado de amigos y me dio la oportunidad de demostrarme y de mostrar a mucha gente que dudó de mi que soy capaz de realmente dedicarme a lo que yo quiero, porque quiero cuando quiero y hacerlo bien y yo siempre tuve la necesidad de reafirmar eso ante mis padre porque me salí de su casa muy joven y significó un reto poder hacer eso

DU: Qué opinas de las personas que trabajan arduo por ellas mismas

P: Este, pues, realmente admiro mucho a mi papá porque desde chiquito le toco esforzarse mucho y conseguir las cosas con trabajo, a uno de mis amigos porque tampoco tuvo una vida fácil y no se deja vencer, tiene fija la idea de lo que quiere hacer y tiene un plan para lograrlo y no deja que nada se lo evite, y del tercer hombre no hablare porque no… jajajajaja… este, pero aprendí que uno puede salir adelante, uno tiene que ser una persona recta y que no tienes que echarte todas las flores del mundo porque eso es lo que tienes que hacer, no es una hazaña, es lo mínimo que tienes que hacer, trabajar por lo que quieres y serte fiel.

DU: Qué prefieres, los guisados, los postres, las fotos o las historias.

P: ¿En mi blog?.

DU: No, en la vida real.

P: Los postres y las historias son lo mismo.

DU: ¿Por qué?

P: Porque una historia es en realidad como termina una anécdota, es decir, sucede una anécdota pero de ahí surge una historia, puede ser algo dulce como un postre pero también un postre es como la venganza, un plato que se come frio, entonces, creo que están ligadas y esa es exactamente la idea de mi blog, es decir, es lo mismo, si tu lees la historia y lees la receta es lo mismo, son solamente dos presentaciones diferentes.

DU: Cuál es tu película favorita, de las que más te gustan.

P: Pues esto sonara esquizofrénico pero diría Blue Velver y Ratatuille.

DU: Ppppppfffffuuuaaagt!!!

P: ¿Porque?

DU: No no no, no quiero saber la conexión.

P: Mi película favorita es Blue Velvet.

DU: Y cuál es tu personaje favorito.

P: De Blue Velvet.

DU: No, en general, pero en el cine.

P: Osea un personaje de ficción.

DU: Si.

P: No puede ser de literatura.

DU: No.

P: La mujer maravilla, la mujer maravilla es un súper héroe femenino que no está atado a un hombre como batichica, así de “tenemos también una mujer” o Shina, aja, Himan tenía una novia que no, la verdadera fuerza de la mujer maravilla es que no tiene punto débil, todos los súper héroes caen por alguien, piénsalo, a Spiderman se lo tuercen por la Mary Jane, al Batman tiene la debilidad del trauma con la familia y también cuando se enamora. La Mujer Maravilla nunca en ninguna historia más que en los chistes malos que cuentan, pero en ninguna historia en la que sale ni en algún episodio ella se enamora de alguien, entonces ese es su verdadero súper poder

DU: Pero si ella es ficción, ¿por qué tú dices ser la Mujer Maravilla?

P: Yo soy la mujer maravilla porque hay dos razones; una me compraban ese disfraz porque cuando yo era niña mi hermano en febrero hacia su fiesta de cumpleaños de disfraces pero a mí me disfrazaban de la mujer maravilla porque no era rubia, siempre estuve entre la mujer maravilla y Blanca nieves, osea, las princesas y todo eso.  Y me gustaba mucho porque teniendo un hermano tuve acceso a comics y realmente yo si me enamoro, yo si tengo esa debilidad en la vida pero si tengo la idea de que hay que ser un súper héroe. Me gusta mucho su estética súper kitsch, me gusta, no sé, ¡que vista calzones con estrellas y un lazo!, son como la onda. Y no, yo solamente digo que soy la Mujer Maravilla porque realmente creo que entre todas las cosas que soy, soy una buen amiga, y siento que estoy ahí con mi lazo para ayudar a los demás, es así, ese es el roll que ocupo, puedes llamarme la Mujer Maravilla o Huston, pero sí, me gusta salvar la situación generalmente con muffins o galletas .

DU: ¿Cuál es tu novela favorita?

P: Drácula

DU: ¿Drácula?! ¿Neta?

P: ¿Si, No sabias? Pues realmente de novela estoy muy peleada entre Frankenstain, Drácula y Crimen y Castigo. De hecho crecí leyendo leyendo y leyendo siete mil veces cada una, Drácula y Frankenstain y en la universidad me obligaron a leer Crimen y Castigo y lo había realmente como evitado y me enferme, me dio fiebre y no me pude parar y terminé el libro y lo volví a empezar y lo volví a terminar , de la última página me volvía  pasar a la primera, y estaba súper enferma y no me podía parar, y yo creo que lo que realmente me enfermó fue la historia , pero si tuviese que escoger realmente solo una tendría que escoger Drácula.

DU: ¿Tú sabes cuál es mi novela favorita?

P:  ¿Harry Potter?

DU: No jajajaja

P: Eeeee mmmmmm aaah! Tengo un buen chiste, ya me acorde de uno. Spoiler sobre el último libro de Paulo Cohelo, al final el malo es el autor.

DU: Jajajajajjajajajajajja

P: Tu novela favorita, no se… ¿incluye vampiros?

DU: Dorian Gray

P: Dios los hace y ellos ponen un café, no sabía, así me va a pasar, por eso yo cumplo 28 cada año.

DU: Bandas favoritas

P: Au revoir Simone, Primal Scream y Rolling Stones

DU: Y tres artistas, supongo que en primer lugar Madonna

P: Madonna, Bergman y Oscar Wilde

DU: Ok, para finalizar porque no voy a escribir tanto, puedes hacerme tres preguntas, las que sea y te las contestaré con total honestidad.

P: Vuelve a decirme que tan bonita soy del uno al 10

DU: ¿Con total honestidad?

P: Si

DU: Antes te tenía en el 8, pero porque no estabas tan bien como ahora, no, neta el tiempo que te has ido te has alejado te favorece, tus manos las mueves muy diferentes que cuando estabas en el café y no es broma. Y ahorita ya te pongo el nueve

P: Y yo pensaba que me dabas el 6 pero me ponías ocho para que no me suicidara aquel día, neta? Órale, que bonitos ojos tengo.  Segunda pregunta, ¿vas a publicar también las preguntas que yo te haga? (David asiente) a huevo.

P: Tu qué opinas que haya cerrado el BCBC

DU: Pues para mí no fue bueno porque perdí el trabajo de fines de semana, jajajja, con buena paga, y deje de ser el que mandaba sobre los jefes, pero por tu parte creo que fue lo mejor porque muchas cosas no estaban muy bien.

P: Tercera y última pregunta ¿Qué es lo que realmente crees que hace nuestra fuerza juntos? y no digas la unión ¿Qué es lo que nos une?

DU: Que tenemos problemas todo el tiempo, cuando tú estas bien yo me estoy inventando problemas para que me los resuelvas y cuando yo estoy bien ahora es cuando tú te estás inventando esos problemas y yo los tengo que resolver. Si creo que es eso, que nos encontramos y somos personas que tendemos  a subirles a los demás el ánimo pero generalmente no  nos lo hacen a nosotros y nosotros muchas veces vamos para abajo, entonces como que hemos aprendido a echarnos la mano de esa forma, si, jugamos al sube y baja todo el tiempo.

P: Es una bonita metáfora, me quedo con el sube y baja

DU: Para finalizar ¿por qué recomiendas tu blog?

Porque para empezar trae buen chisme, no se necesita ser un genio para saber de qué se habla, no sé si recomendarlo, pero me sorprende mucho que la gente me diga está bien padre tu blog. El blog, aunque no estoy diciendo que las historias siempre estén apegadas a la realidad como dije al principio, sino a como lo viví, creo que mi blog es lo único en lo que soy sincera, soy yo realmente y lo que me gusta de él es que realmente así están pasando las cosas en mi cabeza, estoy pensando como cocinar, estoy uniendo lo que pasa y las personas que quiero dentro de la historia peo siempre desde como funcionan dentro de mí, entonces creo que es una manera de abrirme muy sinceramente. Es como una botella con un mensaje que aventar al mar esperando que algún día alguien lo lea y lo interese pero saben que no van a buscar la isla  vendrá a venir a salvarme, no, es como una proyección.

Finalizando la entrevista era hora de dormir, yo como buen caballero me fui a otra cama… y mi madre lloro en silencio.

Les adjunto el link del blog donde seguro encontrara muchas recetas de su interés.

http://ypolacocinaasi.blogspot.com/